Sin Anestesia Capítulo 22: ¿Gobernador Tamayo quiere quedar bien con todo el mundo?

25 de abril 2021

“Falto de carácter”, “sin pantalones”, “manzanillo”, son algunos de los calificativos que ha recibido el gobernador de Risaralda, Víctor Manuel Tamayo Vargas.

La razón: la falta de toma de decisiones que ponga en cintura a los risaraldenses frente a la grave situación que afronta el departamento con el aumento de contagios, muertes y ocupación UCI debido a la Covid-19.

Según cifras de la propia Gobernación de Risaralda, cada 5 horas muere un risaraldense por Covid y en los últimos 10 días han fallecido 58 personas (información del jueves 22 de abril).

El pasado miércoles 21 de abril, el mandatario dijo en una reunión sostenida en el Puesto de Mando Unificado, que debían tomarse medidas severas para contrarrestar la situación pandémica.

Incluso fue partidario de cerrar todo el Departamento desde las 6:00 de la tarde del viernes hasta las 5:00 de la mañana de este lunes, información que alcanzó a filtrarse en algunos medios.

Sin embargo les tiró la pelota a los alcaldes, señalando que respetaría las normas que ellos adoptaran. Aún cuando él puede tomar decisiones por ser la máxima autoridad del Departamento.

“SI LOS ALCALDES NO COMPARTEN ESE CRITERIO ME ABSTENDRÉ DE TOMAR CUALQUIER MEDIDA Y SIMPLEMENTE DEJARÉ QUE CADA ALCALDE TOME LA MEDIDA QUE CONSIDERE”, DIJO TAMAYO VARGAS EN LA REUNIÓN VIRTUAL DEL PMU QUE SE DESARROLLÓ EL 21 DE ABRIL.

Por su parte, los alcaldes del área metropolitana, liderados por Carlos Maya de Pereira, señalaron que debían analizarse diversos factores para tomar decisiones drásticas, que en últimas no tomaron.

Salvo no permitir alternancia educativa hasta nueva orden, en los municipios todo sigue igual y prácticamente esto va a quedar con la famosa frase ¡sálvese quien pueda!

Médicos, ciudadanos y líderes de opinión señalan como necesario que Risaralda entre en un confinamiento total de por lo menos una semana, otros piden dos, con el objetivo de que bajen los contagios y por ende la ocupación UCI.

Sobre este tema, el presidente de la Asamblea, Diomedes Toro, salió a decir algo que debió decirlo el Gobernador.

Toro señaló que  “si bien es cierto, hoy hemos escuchado el llamado de un sector económico de la región, quisiera pedir que también le demos la palabra al sector de la salud, a los médicos, enfermeras, a quienes hoy están doblándose en sus turnos de trabajo con el único fin de salvar vidas. Yo hago un llamado respetuoso a los alcaldes de Risaralda, sin excepción, a que reconsideren las decisiones que están tomando”, expresó Toro Ortiz.

El Gobernador quiso quedar bien con la invitación a los alcaldes al PMU, con la comunidad mostrando que está haciendo la gestión pero que son los alcaldes los que no quieren adoptar medidas.

Así que Tamayo Vargas tomó bastante jabón y abundante agua para lavarse las manos ante la situación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Wordpress Social Share Plugin powered by Ultimatelysocial
× ¿Cómo puedo ayudarle?